Your Cart

¿Te ayudamos? 965850667

Lun-Vie: de 8:00 a 19:00. Sáb: de 10:00 a 14:00

Envío Gratis a partir de 49€
Para que sirve el NPK en las plantas

¿Qué es el Abono NPK para las plantas?

El Abono NPK hace referencia a los tres nutrientes principales que se han identificado como absolutamente necesarios para las plantas son el nitrógeno (N), el fósforo (P) y el potasio (K). Estos tres se conocen también como macronutrientes, y son la fuente de los tres números que suelen aparecer en las etiquetas de los fertilizantes que encontrarás en nuestra tienda. Se trata del porcentaje en peso de N, P y K que se encuentra en el abono.

Entonces, ¿qué significan los números del abono NPK?

Normalmente, el abono NPK suele traer 3 números. Estos números representan el valor de los tres macronutrientes que utilizan las plantas. Estos macronutrientes son el nitrógeno (N), el fósforo (P) y el potasio (K), o NPK para abreviar. Siempre en ese orden.

Cuanto más alto sea el número, más concentrado está el nutriente en el abono. Por ejemplo, los números de un abono catalogado como 20-5-5 tienen cuatro veces más nitrógeno que fósforo y potasio. Un abono 20-20-20 tiene el doble de concentración de los tres nutrientes que el 10-10-10.

Un abono que sólo contiene un macronutriente tendrá “0” en los demás valores. Por ejemplo, si un abono es 10-0-0, entonces sólo contiene nitrógeno.

Estos números del fertilizante, también llamados valores NPK, deben aparecer en cualquier abono que compres, ya sea un abono orgánico o un abono químico.

¿Qué tienen de importante el nitrógeno, el fósforo y el potasio?

El nitrógeno

El nitrógeno (N) es probablemente el nutriente más reconocido, conocido sobre todo por su capacidad para “reverdecer” el césped. El nitrógeno afecta principalmente al crecimiento vegetativo y a la salud general. La clorofila, la sustancia verde de las plantas responsable de la fotosíntesis, está compuesta en gran parte por nitrógeno. También se utiliza mucho en los nuevos brotes, yemas y hojas.

El aire contiene alrededor de un 78% de nitrógeno, pero el nitrógeno atmosférico no está fácilmente disponible para las plantas. Deben absorberlo a través del suelo. El amonio y el nitrato son formas de nitrógeno fácilmente disponibles, pero son habituales en los fertilizantes químicos y se filtran mucho y rápidamente del suelo.

El nitrógeno puede aplicarse orgánicamente de muchas formas, como la harina de sangre, la harina de plumas y varios fertilizantes líquidos. Ten en cuenta que muchos fertilizantes orgánicos secos son de liberación lenta, lo que favorece el contenido de nitrógeno a largo plazo y la acumulación de materia orgánica en el suelo.

La carencia de nitrógeno se reconoce por el amarillamiento de las hojas más viejas y la ralentización o detención del crecimiento. Las hojas pueden caer antes de lo esperado. El exceso de nitrógeno se reconoce por un crecimiento extremadamente rápido, que da lugar a brotes largos, enjutos y débiles con hojas de color verde oscuro.

Cualquier abono NPK lleva una gran cantidad de nitrógeno. Además, en Optigarden tenemos en catálogo la línea de mononutrientes de Canna para poder solventar los problemas de carencias. Y en concreto, está disponible el nitrógeno líquido en formato de botellas de un litro.

El fósforo

El fósforo (P) es importante para la salud de las raíces y se utiliza en mayor medida durante la floración y el cuajado de las semillas. El fósforo deja de estar disponible para las plantas cuando el pH está ligeramente desequilibrado. Se libera en el suelo mediante la descomposición de la materia orgánica.

La carencia de fósforo se reconoce por las hojas de color verde apagado y los tallos violáceos. La planta suele estar poco saludable, y a veces amarillea. La falta de floración con un follaje verde exuberante también puede indicar una falta de fósforo. El fósforo orgánico puede encontrarse en el fosfato de roca, la harina de huesos y diversos fertilizantes orgánicos líquidos.

Aunque el abono NPK suelen contener fósforo, hay otros fertilizantes que tan solo contienen este nutriente. En nuestra tienda también puedes encontrar fósforo líquido de la mano de Canna y su linea de mononutrientes.

El potasio

El potasio (K), a veces conocido como potasa, es fundamental para la salud general de las plantas. Es clave en la formación de clorofila y otros compuestos de las plantas. También se sabe que el potasio contribuye a la resistencia a las enfermedades.

La carencia de potasio es más difícil de diagnosticar, pero las plantas suelen estar enfermas, con frutos pequeños, amarillamiento de las hojas más viejas hacia arriba y floraciones enfermizas. Las fuentes de potasio orgánico son el Sul-Po-Mag (sulfato de magnesio potásico), la ceniza de racimo de palma y algunos fertilizantes líquidos.

También está disponible el potasio líquido con los mononutrientes de Canna.

Envío Gratis

En pedidos a partir de 49€

30 días para devoluciones

Garantía de devolución del dinero

Regalitos

En todos los pedidos

Compra 100% Segura

Bizum / MasterCard / Visa