Material Reflectante

Las láminas reflectantes de Mylar altamente reflectantes y completamente resistentes a la luz, de color blanco o negro, pueden ayudarte a sacar el máximo provecho de tus luces en la instalación de tu cuarto de cultivo. Se pueden comprar en rollos completos o por metros.

Material reflectante
Mostrar Filtros

Mostrando los 7 resultados

  • Plástico Reflectante Blanco y Negro Grueso
    2,50 
  • Plástico Reflectante Mylar Diamante
    3,50 
  • Papel reflectante blanco y negro VDL (340 galgas)
    144,90 
  • Papel reflectante aislante térmico VDL
    63,90 
  • Papel Reflectante VDL Diamond Negro
    89,90 260,90 
  • Papel Reflectante VDL Diamond Blanco
    93,90 272,90 
  • Plástico Aislante Térmico Neptune 15 x 1,20 m
    55,00 

Mostrando los 7 resultados

La prioridad de cualquier cultivador es sacar el máximo partido a su cuarto de cultivo, para mejorar el rendimiento y obtener la mejor cosecha posible mientras se cultiva en interior.

La iluminación de cultivo en interior se ha vuelto mucho más potente y eficiente a lo largo de los años. A pesar de ello, añadir pequeños complementos a tu cuarto de cultivo, como las láminas reflectantes, puede hacer que tu iluminación sea aún más eficaz para mejorar tus resultados, sin aumentar realmente la cantidad de electricidad que utilizas y con un gasto adicional mínimo. El uso de láminas reflectantes alrededor de las paredes y el techo, junto con una gran campana/reflector como el reflector Adjust-A-Wings Avenger, hará que la luz de tus luces de cultivo rebote hacia tus plantas, en lugar de dejar que todos esos deliciosos lúmenes golpeen los lados y se pierdan. Te sorprenderán los resultados que se pueden conseguir al rebotar hasta el 97% de la luz que se escapa hacia tu cuarto de cultivo.

Las paredes reflectoras aumentan la cantidad de luz que reciben las plantas del perímetro del cultivo interior hasta en un 10%. Puedes pintar de blanco las paredes, o bien, colocar plástico blanco Visqueen o material reflectante Mylar para aumentar la reflexión de la luz en el perímetro del jardín. Mantén las plantas a pocos centímetros de las paredes reflectantes para maximizar la eficiencia de la reflexión.

Si te aseguras de que la luz se refleje en tus plantas en lugar de ser absorbida por el cuarto de cultivo, tendrás más posibilidades de producir mayores y mejores rendimientos. Como probablemente ya sabes, la luz es un ingrediente clave que las plantas necesitan para producir la energía que impulsa el crecimiento de tu querida cosecha. El diablo siempre está en los detalles y tus plantas te agradecerán que introduzcas pequeñas mejoras en tu entorno de cultivo.