Catálogo de productos

Mostrar Filtros
  • VDL Depósito Flexible 225L

    72,00  Añadir al carrito
  • Depósito Flexible Neptune 100L

    48,50  Añadir al carrito
  • Depósito Flexible Neptune 250L

    62,90  Añadir al carrito
  • Depósito Flexible Neptune 1000L

    128,50  Añadir al carrito
  • Depósito de agua Slimline 250L

    107,88  Recibir notificación
  • VDL Depósito Flexible 98L

    59,00  Añadir al carrito
  • Depósito Flexible Neptune 500L

    89,50  Añadir al carrito

¿Para qué sirven los depósitos de agua para riego?

Se emplea para acumular en él agua para el riego agrícola o agua potable. Y las ventajas son varias. Por ejemplo, cuando se usa agua de grifo con cloro, se degradará rápidamente y no dañará la microvida del suelo.

También evita regar con agua demasiado fría y que puede causar un estrés térmico o un bloqueo en la asimilación de nutrientes. Siempre se puede instalar un calentador de agua en el depósito para mantener la temperatura en un rango óptimo de 20-25º.

Además, es la solución perfecta para un riego automático o la instalación para un riego por goteo. Incluso sirven para la recogida de aguas pluviales o fluviales y utilizar posteriormente para regar las plantas.

¿Qué depósito de agua para riego necesito?

Siempre dependerá de varios factores, pero el principal es el número de plantas y la extensión del cultivo. Para un gran cultivo en invernadero puede que lo más conveniente sea un enorme tanque de 5000 litros o 10000 litros. Pero para un cultivo doméstico, puede ser suficiente con un depósito de 50 o 100 litros.

Cómo capacidad mínima, se recomienda un depósito de tantos litros como el volumen total de las macetas dividido entre 4. Por ejemplo, para 10 macetas de 10 litros, se recomienda mínimo un depósito de agua de al menos 25 litros (10 x 10 = 100. Y 100/4= 25).

Pero cuanta mayor sea la capacidad del depósito, más ventajas se obtienen. La temperatura del agua tiende a ser más fría por la cantidad de volumen. Y lo más importante, las fluctuaciones del pH son menores.

En Optigarden contamos con la mejor selección de depósitos y en diferentes capacidades. Desde pequeños depósitos de 100 litros, hasta de 500 litros rectangular o grandes tanques de 1000 litros. Además, un depósito de agua flexible es extraplano y no ocupa espacio una vez que no se necesite.